jueves, 26 de enero de 2017

Los hijos de puta se creen santos

  • Unos anormales escriben unos mensajes relacionando la muerte de Bimba Bosé con la homosexualidad.
  • Fran Rivera -un torero- llama hijos de puta a los zoquetes que escribieron los mensajes. 
  • Hace tres años un cura y un presentador relacionaban el cáncer de Pedro Zerolo con la homosexualidad. Que es lo mismo que rebuznan los mentecatos de los mensajes. 
  • Dentro de unas semanas o unos días los tarados de los mensajes sobre Bimba Bosé quedarán eclipsados por otros gilipollas del mismo calibre que se alegrarán por la muerte de un indigente o por la paliza recibida por una adolescente. Los tarugos siempre están expectantes, dispuestos a demostrar su poco seso a cambio de unos minutos de atención.
  • Dentro de unas semanas el dolor que estos energúmenos han podido causar a los familiares directos de Bimba Bosé quedará olvidado porque, por desgracia, el dolor que producirá su ausencia definitiva lo ocupará todo. 
  • Fran Rivera, por su trabajo, ha matado toros. Puede ser legal, pero eso no implica que sea moral. La costumbre nos impide ver la barbarie que es. Si se sustituye el toro por un perro sometido al mismo castigo, se comprende mejor. 
  • Dentro de unos días, semanas e incluso años, los toros que mató Fran Rivera seguirán muertos. 
  • Si los sandíos que han escrito los mensajes ofensivos son sancionados, espero que el merluzo del cura y el periodista que ofendieron a Zerolo también lo sean. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada